sábado, 18 de agosto de 2007

Soy como dos

Aunque cantada por su hermano Álvaro (debido, en parte, a la época tan errática por la que atravesaba Enrique Urquijo entonces, y que muchas veces hacía difícil que pudiera llegar a grabar los temas), ésta es probablemente una de las canciones que mejor refleja la bipolaridad y el resquebrajamiento interior del solista de Los Secretos. Todavía benevolente y neutral con su propio conflicto de personalidad, en canciones posteriores Enrique se volverá mucho más crítico y pesimista respecto a su problema, que acabaría costándole tan caro.
- De "La calle del olvido", 1989



(Álvaro Urquijo / Enrique Urquijo)

Soy como dos, soy como dos,
uno que vale la pena,
soy como dos, siempre soy dos,
el otro te hace una escena.

Cuando quiero ser humano
siempre sale el arrastrado
cuando intento hacerme el malo
soy un niño abandonado.

Soy como dos, compréndelo,
uno muy descontrolado,
soy como dos, siempre soy dos,
el otro es hasta educado.

Cuando intento ser amable
siempre decido atacarte,
si quiero ser desagradable
siempre me siento culpable.

No sé bien qué estoy buscando,
pero me voy alejando,
cuando pienso en el pasado
me asusto, corro y no paro.

Soy como dos, siempre soy dos,
tienes a dos a tu lado,
por eso un día soy feliz
y de repente me enfado.

Cuando quiero maltratarte
no me decido a llamarte,
si siento ganas de abrazarte
me emborracho en cualquier parte.

Tienes a dos a tu lado,
soy feliz y de repente me enfado.

2 comentarios:

Faly dijo...

Gracias por este blog! Esta guay!

Virkiki dijo...

Gracias, Faly...

Conste que es un blog de todos y para todos. No tiene otro propósito que dar a conocer y de disfrutar otra vez (los que ya la conocemos) la obra de Enrique Urquijo y sus dos grupos, los Secretos y los Problemas.

Sugerencias, peticiones, consejos, e incluso críticas, abucheos, y demás son siempre bienvenidas.